Consorcio Merkén concluye con éxito su experiencia y uso del furgón Maxus EV30

La empresa de alimentación probó de manera extraordinaria un vehículo eléctrico proporcionado por Andes Motor, el que permitió realizar la distribución de sus productos en la Región Metropolitana.

 

Muy positivó resultó el testeo para Consorcio Merkén Spa del furgón Maxus EV30, el que fue facilitado durante una semana por la empresa Andes Motor, para la distribución de sus canastas de alimentos en la Región Metropolitana, y así, incentivar la electromovilidad en el transporte de carga urbana.

“Estamos muy contentos de que Andes Motor nos haya dado la oportunidad de usar en la Región Metropolitana, en forma gratuita y durante una semana, el furgón eléctrico Maxus EV30-carga VAN. Nuestra empresa forma parte de una red de empresas concesionarias que atienden el Programa de Alimentación Escolar y de Párvulos. Y qué mejor motivación que, además de entregar la alimentación a los estudiantes, podamos hacer nuestras operaciones logísticas en un vehículo eléctrico”, señaló Milenka Montt, gerenta de asuntos corporativos de Consorcio Merkén.

A su vez, Marcia Ávila, jefa zonal RM, explicó que esta oportunidad permitió a la empresa evaluar en terreno la factibilidad de utilizar una tecnología más limpia y amigable con el medio ambiente.

Daniel Scheck, gerente de Ooperaciones, agregó que la electromovilidad es una herramienta fundamental para alcanzar las metas de carbono neutralidad que Chile ha asumido. “Por ello, nos parece perfecto que proyectos como Conecta Logística apoyen a las empresas privadas a dar este salto tecnológico, generando estas instancias de capacitación y testeo de la tecnología. En definitiva, solo puedo decir que esta experiencia ha sido cien por ciento positiva y estamos muy entusiasmados en seguir participando en proyectos semejantes”.

Amigable en todo sentido

Osvaldo Lecaros, supervisor de operaciones en terreno de Consorcio Merkén Spa, quien manejó el vehículo eléctrico en comodato, dijo que la experiencia fue increíble y muy satisfactoria, ya que el furgón Maxus EV30-carga VAN posee características muy diferentes a un vehículo normal. “Esta camioneta produce cero emisiones de ruido al andar, acelerar y estacionarse, y no contamina. Además, es muy suave, a pesar de que es de un tamaño mayor. Es amigable, muy fácil de conducir, ideal para la ciudad, los baches y lomos de toro casi no se sienten”.

Además, Lecaros señaló que el sistema de carga eléctrica del furgón es muy fácil. “Lo cargué en la bodega desde un enchufe normal. De todas maneras, lo recomiendo para operaciones logísticas. Yo me muevo en Santiago, una ciudad en la que es bastante difícil conducir por los tacos y otras complejidades y este vehículo fue muy amigable en todo sentido”, dijo el supervisor, puntualizando que el Maxus EV30-carga VAN tiene un excelente espacio de carga, lo que les facilitó mucho el trabajo de operaciones.